Tu salón

Buscar un salón

Encuentra el salón más cercano a tu domicilio

Geolocalización

mostrar los salones Jean Louis David más cercano

o

Descubre las manías que debes olvidar si tu cabello se engrasa muy rápido.
Descubre las manías que debes olvidar si tu cabello se engrasa muy rápido.
Descubre las manías que debes olvidar si tu cabello se engrasa muy rápido.
Tratamiento pelo graso

Cabello graso: los malos hábitos que debes desterrar de tu rutina capilar

Compartir

¿Las raíces grasas y los mechones con brillo arruinan tu día a día? Pues seguramente se deba a unos malos hábitos. Te mostramos 7 gestos que debes olvidar para despedirte del cabello graso.

Pasar constantemente la mano por el cabello

Este gesto repetido no es nada anodino, ya que estimula las glándulas sebáceas que, para responder a esta "agresión", producen más sebo que de costumbre para evitar las irritaciones.

Abusar del champú seco

Aunque es muy práctico para refrescar tu melena y ocultar las raíces grasas, el polvo absorbente que contiene acaba por ahogar el cuero cabelludo y empeorar el problema si se utiliza demasiado a menudo, o si se deja actuar durante mucho tiempo. ¡Utilízalo solamente para salir del paso y con moderación!

Elegir tratamientos demasiado ricos

¿Te sientes en la obligación de lavar tu cabello graso todos los días? ¡Pues es un error! Lo mejor es espaciar los lavados aunque tengas que hacer trampas camuflando la suciedad de tu melena. También debes adoptar un champú que se adapte a la naturaleza de tu cabello, porque usar un cuidado demasiado hidratante a diario hará que tus raíces se engrasen.

Lavar tu melena con agua caliente

Aunque el agua tibia permite eliminar el exceso de sebo, una temperatura demasiado elevada puede decapar el cuero cabelludo y, para defenderse, este acabará secretando más película lipídica protectora...

Frotar demasiado durante el champú

Masajea brevemente el cuero cabelludo durante el lavado pero, ¡no seas demasiado enérgica o insistente! De esta forma, correrás el riesgo de estimular las glándulas sebáceas.

Recoger el cabello mojado

Este hábito hace que la humedad calcárea se acumule en el cuero cabelludo y este último reacciona produciendo sebo en exceso. ¡El efecto graso está garantizado en cuanto tu melena se seque!

No cepillarse el cabello por la noche

Este gesto es indispensable para eliminar los residuos que asfixian el cuero cabelludo, y para repartir el sebo por toda la melena. Es la etapa que te evitará caer en el círculo vicioso del cabello que se engrasa con demasiada rapidez.

Saber más :
Detox Therapy
Detox Therapy