Tu salón

Buscar un salón

Encuentra el salón más cercano a tu domicilio

Geolocalización

mostrar los salones Jean Louis David más cercano

o

Todo lo que debes saber antes de adoptar una coloración
Todo lo que debes saber antes de adoptar una coloración
Todo lo que debes saber antes de adoptar una coloración
Color

Diez cosas que debes tener en cuenta antes de teñirte el cabello por primera vez

Compartir

¿Deseas teñirte el cabello pero no te atreves a dar el paso? Te contamos todo lo que debes saber antes de adoptar tu primera coloración.

1. Escoge bien lo que deseas antes de teñirte

Es la mejor forma de no llevarse sorpresas. Lo primero que debes preguntarte es si quieres hacerte un cambio radical o no. Después, elige un tono más o menos cercano a tu base natural en función de lo que prefieras. La coloración puede aportarle cuerpo al cabello sin volumen o darle luminosidad a una melena más apagada. Dependiendo del efecto que busques, podrás utilizar una técnica u otra, como unas mechas de diferentes tonos para conseguir más volumen o unos reflejos para darle luminosidad a tu melena. ¿Te gusta cambiar de look? Pues elige un baño de color en vez de un tinte permanente.

2. No puedes elegir un color cualquiera

A menos que adoptes la tendencia manga , para conseguir tu coloración ideal debes escogerla en función del color de tu piel y de tus ojos. Si eres de tez y ojos claros, elige el rubio ceniza en vez del dorado, para conseguir un efecto buena cara. Si tienes los ojos oscuros y la piel bronceada, escoge un tono caramelo más natural . Tu forma de vestir y tu personalidad también tienen mucho que ver. Tanto si eres morena, rubia o pelirroja, piensa bien en todos estos factores y pide consejo a tu peluquero antes de decidirte. ¿Sigues dudando entre dos tonalidades? Ten en cuenta que los tintes suelen ser más oscuros de lo que parecen a primera vista. Por ello, lo mejor es que te decidas por el tono más claro, ya que se adaptará mejor al resultado que buscas.

3. La coloración no es un aclarado

Las coloraciones aclaran tu melena varios tonos. Si quieres hacerte un cambio más radical, como pasar del moreno al rubio , teñirte no será suficiente. En tal caso, la única opción es la decoloración.

4. No todas las técnicas son iguales para disimular las canas

Si deseas esconder tus canas al 100 %, lo mejor es que adoptes una coloración permanente, ya que las cubre mejor que las temporales.

5. El resultado varía de un cabello a otro

No esperes salir de la peluquería con la melena de tu artista favorita ni con la de tu amiga que acaba de adoptar la misma coloración que tú. El tono final dependerá de la base natural y del brillo de la fibra capilar. Un mismo color puede variar siempre un poco de una persona otra.

6. En cualquier caso, ponte en manos de un profesional

Para evitar cualquier desastre capilar, ponte en manos de un especialista del color. Gracias a sus conocimientos en la materia, sabrá cómo ajustar la dosis y el tiempo de actuación a tu tipo de cabello. También tendrás más probabilidades de conseguir un resultado a la altura de tus expectativas que si te realizas la coloración en casa.

7. Las coloraciones tienden a resecar el cabello

Durante la coloración, el tinte abre las escamas de la fibra capilar para que los pigmentos penetren. Este proceso debilita el cabello , haciendo que retenga peor la hidratación y dando como resultado una melena más seca.

8. Debes cambiar tu ritual de cuidados después de teñirte

El cabello teñido necesita un cuidado especial. Para preservar la intensidad de tu coloración y nutrir tu melena, debes utilizar un champú que no destiña demasiado el color y una mascarilla que repare el cabello en profundidad para que revele todo su brillo.

9. El cabello teñido requiere un mantenimiento regular y un presupuesto mínimo

Deberás hacerte algunos retoques en tu peluquería a medida que el cabello crezca. Necesitarás acudir mensualmente para mantener las raíces si te has hecho una coloración clásica o una vez cada tres meses si has adoptado una técnica de coloración parcial: mechas, reflejos o tie&dye . Por lo tanto, esto conlleva un coste anual. Mantener las raíces, retocar las mechas o recuperar el brillo de tus reflejos no requieren la misma asiduidad en la peluquería ni tampoco cuestan lo mismo. En definitiva, es un factor que debes tener en cuenta antes de elegir una técnica u otra.

10. Para recuperar tu color natural después...

Antes de teñirte el cabello, ten en cuenta que recuperar tu color natural te será más o menos fácil dependiendo de la técnica que elijas. Las coloraciones temporales desaparecen por sí solas con los lavados y duran entre 5 y 8 semanas. Si algunos reflejos persisten, podrás acudir a tu peluquería y pedir una limpieza para eliminar los últimos pigmentos. Por otro lado, el único modo de retirar una coloración permanente es dejar que tus raíces vayan apareciendo y cortar el cabello teñido a medida vaya creciendo.

Saber más :
Color Therapy
Color Therapy